Facebook Twitter Google +1     Admin

Maleta de cartón

20060517130349-emigrante.jpg

Me cuesta mucho comprender a las personas que son capaces de fotografiar la miseria humana, cuando digo miseria me refiero al reportaje que ví en la tele de la llegada de una patera a las Islas...Como se puede ser tan obsceno, me indigna. Es algo así como un plus más de las vacaciones, denigrante. seguro que en sus vidas han tenido que buscarse la vida saliendo de su país.

Mis padres han sido emigrantes, sí , y lo digo con orgullo, en la época franquista no había futuro en España, primero salió mi padre con un contrato hecho de antemano, civilizados que eran en aquella época...Sin saber el idioma, sin saber cuáles eran las costumbres de aquel país, al cabo del tiempo conoció a mi madre se casaron y se fueron juntos. Mis padres han sido las personas más valientes que he conocido en mi vida, han soportado la indiferencia de un país germano, donde los miraban como hoy desgraciadamente miran a los que vienen ahora, era la época de la España inmigrante, de maleta de cartón atada con cuerdas. Ellos se han construido su futuro, y su vejez... Pero han pasado momentos de mucho frío, de hermandad entre españoles, de muchos fracasos y de todas sus esperanzas puestas en ese ir y venir para poder sobrevivir...

Mi padre es un gran desconocido para mí, apenas he convivido un año de toda mi vida con él, iba y venía, mi madre volvió cuando yo tenía ocho años, una adaptación contínua, ambos son bastante progres. Lo veía en vacaciones de verano y en navidades, cuando cogía la suficiente confianza con él se tenía que ir...una y otra vez me juraba a mí misma que no lloraría, pero inevitablemente lo hacía, a los nueve, a los doce a los veinte...El año que he convivido con él fue el primer año de jubilación, no fue precisamente fácil pero por fín lo conocí...

Ha habido decepciones y recompensas, acabó siendo jefe de un grupo de colonos allá en su trabajo como ferroviario, lo que me enorgullece en parte por la lección de humildad a los xenófobos...

Mi padre ha sufrido muchísima soledad, en una ocasión tuvo que salir corriendo ya bastante mayor para que no le quitasen su bicicleta, porque unos     pronazis habían decidido darle un escarmiento por trabajar en su país, ha conocido a gente racista que le daba la espalda por el sólo hecho de ser emigrante, tanto fuera como dentro de su país..

Me siento orgullosa de ser hija de ambos, creo que me han dado todo lo que podían y más, soy hija de emigrantes y? No hay banderas, ni colores, nada más que personas buscando un futuro mejor.

(Que no se enteren ellos, son unos cascarrabias de mucho cuidado, y los quiero a rabiar, aunque a veces nos tiremos de los pelos, pero les amo con todo mi corazón)

17/05/2006 13:03 lascenizasdeangela #. sin tema

Comentarios » Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris