Facebook Twitter Google +1     Admin

-31º

20121109174452-rusiaa.gif

Cuando me subí al vuelo Madrid-Moscú, sentí tantas emociones...Me chocó escuchar español casi al final, empecé a tomar contacto con el ruso de sopetón. Casi un año estudiando, esperaba que me sirviera de algo...Era la aventura más grande de mi vida!

Antes de bajar en destino saqué la cámara para fotografiar las montañas de nieve, en pleno diciembre hacía tanto frío! Lla traductora nos llevó al hotel, se remontaba a plena era soviética...Poco después tendríamos que coger otro vuelo que nos llevaría al corazón de Siberia...En el aeropuerto de Domodedovo, parte nacional, allí había un dispotivo de seguridad de cinco tramos, jamás en mi vida había visto nada igual.Varios scáner, incluso de cuerpo! Te hacían fotos para dejar constancia de tu entrada. Sentía el idioma inglés casi como propio de lo que se agudiza el oído...Nos cambiaron de puerta, allí todo absolutamente todo, está en cirílico, con lo que por mucho que estudié, no me enteraba...

Nos subieron a un autobús, lleno de rusos de todos los colores y formas, rasgos kazajos en rubios, morenos, ojos rasgados azules. Rusia es el país con más etnias del mundo, mucha gente desconoce ese dato, personalmente me gustan los rasgos kazajos, a la vuelta del viaje me puse de cháchara en plan maruja con una mujer de esa etnia, nos comunicábamos con muchos signos y buena voluntad... Antes de salir una pareja de ancianos se acercó y pregunto Kémerovo? y yo toda pancha dije Da! (Ahora cuando lo pienso...qué inconscientee!) Me resulto muy curioso que las azafatas no dominaran el inglés, de hecho terminé diciendo kuritsa y vagdá! Spassiva, lo primero que recordaba! Tampoco toman café siempre té, así que chá siempre!

Cinco horas y media de viaje, adelantando horas en el reloj, era impactante ver por la ventanilla el cambio de noche cerrada a ver nacer el sol...Cuando bajamos..hacía tanto frío...-31º, el aliento se congelaba, apenas podía sentir los labios...Nos tocaba hacer un recorrido de casi cuatro horas en coche...

Asombrada, excitada, nerviosa...tantos sentimientos juntos a la vez. Ví paredes de hielo de cinco metros a  los lados de la carretera, un mar de nieve a todo lo largo y ancho. Me dió por pensar que si se rompía el coche nos quedábamos allí. Pero..

 

Me daba igual todo, el frío, las miles de capas que llevaba encima, 54 horas sin apenas dormir. Agarraba con fuerza la foto...Iba a conocer a mis niñas por fin! 

https://www.youtube.com/watch?v=4nbeG3YOjJg

09/11/2012 17:33 lascenizasdeangela #. sin tema

Comentarios » Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris